Home / Romántico / Libro Fruto prohibido del autor Soledad Rico Sanin
leer Libro gratis Fruto prohibido del autor Soledad Rico Sanin del genero Romántico

Libro Fruto prohibido del autor Soledad Rico Sanin

Leer Online y Descarga Gratis el libro Fruto prohibido de Soledad Rico Sanin y del genero Romántico ,disponible en formato Epub y Pdf

Fruto Prohibido es una novela humanística que se desarrolla en México, España e Italia y desmenuza la vida de un médico homosexual obligado a vivir en el armario sin que pueda realizarse en el mundo gay que anhela. El relato desentraña las vivencias de Miguel Domínguez encarcelado en un matrimonio con una mujer decente y bella que queda arrasada cuando descubre la verdadera orientación sexual de su amado esposo. Es una historia que puede estar sucediendo en cualquier lugar o familia lo que no sabemos es dónde, cómo y cuándo porque los que la viven, padecen o disfrutan hacen lo posible por mantenerla en secreto. Esta obra no me permite otra opción distinta que por tratarse de un Fruto Prohibido estoy obligada a dejarlo a disposición de quien se atreva probarlo. Casi siempre la realidad supera la ficción y Fruto Prohibido no será la excepción.

Descargar “Fruto prohibido – Soledad Rico Sanin” en PDF:

Descargar “Fruto prohibido – Soledad Rico Sanin” en Epub:

Leer “Fruto prohibido – Soledad Rico Sanin” ONLINE:

Te Puede interesar

leer Libro gratis La teoría de tus latidos del autor Gloria De Haro del genero Romántico

libro La teoría de tus latidos del autor Gloria De Haro

¿Alguna vez has sentido que estás desperdiciando parte de lo que deberían ser los mejores años de tu vida por una caótica y sacrificada rutina? Eso es de algún modo lo que le sucede a Julia, veinteañera, estudiante de Pedagogía y pluriempleada, que siente la necesidad de dar un giro a su ajetreada vida a partir de la visita del aventurero de Jairo. Tan inesperada como adictiva. Tan pasional como reflexiva. Y es que en la vida y en el amor todo puede cambiar sin previo aviso. La teoría de tus latidos no te dejará indiferente.

Deja un comentario