Home / El Club de las escritoras / libro Hilo rojo del destino del autor El Club de las escritoras
leer Libro gratis Hilo rojo del destino del autor El Club de las escritoras del genero Romántico

libro Hilo rojo del destino del autor El Club de las escritoras

Leer Online y Descarga Gratis el libro Hilo rojo del destino de El Club de las escritoras y del genero Romántico ,disponible en formato Epub y Pdf

Dicen que los polos opuestos se atraen…

Caroline es una chica normal, una estudiante ejemplar que prefiere no meterse en líos y llevar una vida tranquila.

Roberto es el típico chico malo, el rebelde que pasa de todo y hace lo que le da la gana. Ambos se conocen el primer día de instituto, en un encuentro no demasiado agradable… para descubrir después que son vecinos.

Éste será el inicio de una auténtica historia de amor, un amor que superará cualquier barrera y prejuicio demostrándonos que nada es lo que parece, y que se enfrentará con un oscuro pasado que podría regresar de nuevo para atormentar a los protagonistas.

Dos personas totalmente distintas que estaban unidas por el Hilo Rojo del Destino…

¿Te atreves a conocer su historia?

Descargar “Hilo rojo del destino – El Club de las escritoras” en PDF:

Descargar “Hilo rojo del destino – El Club de las escritoras” en Epub:

Leer “Hilo rojo del destino – El Club de las escritoras” ONLINE:

Te Puede interesar

leer Libro gratis La teoría de tus latidos del autor Gloria De Haro del genero Romántico

libro La teoría de tus latidos del autor Gloria De Haro

¿Alguna vez has sentido que estás desperdiciando parte de lo que deberían ser los mejores años de tu vida por una caótica y sacrificada rutina? Eso es de algún modo lo que le sucede a Julia, veinteañera, estudiante de Pedagogía y pluriempleada, que siente la necesidad de dar un giro a su ajetreada vida a partir de la visita del aventurero de Jairo. Tan inesperada como adictiva. Tan pasional como reflexiva. Y es que en la vida y en el amor todo puede cambiar sin previo aviso. La teoría de tus latidos no te dejará indiferente.

Deja un comentario